Libertad condicional en Colombia ¿Cómo funciona?

Cuando se habla de castigos, la privación de la libertad es quizás el castigo más severo que se puede ofrecer, pero en Colombia, como estado social de derecho, no se puede olvidar que el principal fin es poder reintegrar a la sociedad a las personas que han sido castigadas.

Como menciona el magistrado Antonio José Lizarazo “durante la ejecución de las penas debe predominar la búsqueda de la resocialización del delincuente…”

También afirma que “la pena de prisión o intramural no puede ser considerada como la única forma de ejecutar la sanción impuesta al condenado”.

Es por eso que existe otras medidas de preventivas que permiten el cumplimiento de la pena y a su vez la re-inserción social.

En esta ocasión queremos hablar sobre la libertad condicional, de qué trata, cómo puede accederse a ella y qué obligaciones tiene el condenado si accede a esta modalidad.

¿Qué es la libertad condicional en Colombia?

La libertad condicional, es una alternativa al cumplimiento de un castigo de privación de la libertad (como la cárcel o la prisión domiciliaria) que le otorga el juez competente para que, como su nombre lo indica, puede estar por fuera de un centro de reclusión o de su casa, pero al mismo tiempo deberá seguir una serie de obligaciones para poder cumplir con su pena.

Todo lo relacionado con la libertad condicional está consagrado en los artículos del 63 al 68ª del código penal colombiano.

¿Cómo se puede acceder a libertad condicional en Colombia?

Según el artículo 64 del código penal colombiano, será el juez, quien por previa valoración del acto que lo llevo a la condena, y, además, si el condenado cumple con ciertos requisitos, podrá otorgarle la libertad condicional.

Estos requisitos son:

  • Que la persona haya cumplido tres quintas (3/5) partes de la condena.
  • Durante la estadía en el centro de detención, haya demostrado un buen comportamiento y desempeño.
  • Que demuestre arraigo familiar y social.

Como se mencionó anteriormente, será el juez quien, analizando el caso y comprobando que el condenado haya cumplido con las tres condiciones anteriores, le concede la libertad condicional.

Esto no quiere decir que el condenado haya quedado absuelto de los cargos, aún deberá responder por sus actos y cumplir unas obligaciones específicas.

Este articulo también nos menciona que el tiempo que falte de condena será tomado como periodo de prueba, y si dicho tiempo es inferior a los 3 años, el juez puede aumentar el periodo de prueba hasta otro año más si lo considera necesario.

¿Qué obligaciones tiene la persona que se le concede la libertad condicional en Colombia?

Anteriormente, mencionamos que, aún con la libertad condicional, el condenado debe cumplir con unas obligaciones específicas, para poder gozar de esta modalidad, dichas obligaciones están consagradas en el artículo 65 del código penal colombiano:

  • Informar todo cambio de residencia.
  • Observar buena conducta.
  • Reparar los daños ocasionados con el delito, a menos que se demuestre que está en imposibilidad económica de hacerlo.
  • Comparecer personalmente ante la autoridad judicial que vigile la ejecución de la pena.
  • No salir del país sin previa autorización del funcionario que vigile la ejecución de la pena.

La norma es muy estricta y clara, si se llega a incumplir con alguna de las obligaciones mencionadas, se le revocará el beneficio de la libertad condicional y deberá volver al centro penitenciario a cumplir su condena (artículo 66).

Casos especiales

Hay un caso especial en donde se puede conceder al condenado un beneficio y es cuando este presenta una enfermedad muy grave que le imposibilita el cumplimiento de su condena en el centro penitenciario.

Sera mediante un médico legista especializado quien realizara los exámenes adecuados y confirmará o no, que el condenado tiene una enfermedad grave, de esta forma podrá su cumplir su pena en su hogar o en un centro hospitalario, según lo determine el juez.

De cumplir la condena en un centro hospitalario será responsabilidad del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (INPEC) de asignar dicho lugar.

Si el condenado desea cumplir en un centro hospitalario especifico, lo puede hacer, pero los gastos correrán por su cuenta.

El juez ordenará exámenes periódicos para observar la evolución de la enfermedad:

  • Si la enfermedad evoluciono a una condición en la que el tratamiento puede realizarse dentro del centro penitenciario, el beneficio se recovará.
  • Si pasado el tiempo de la condena, la persona no presenta mejorías, se suspenderá la condena y la persona obtendrá la libertad absoluta.

En conclusión

la libertad condicional es un beneficio y una herramienta alternativa al cumplimiento de la pena que refuerza el fin resocializador que busca la justicia colombiana.

En Servicio Legal, tu soporte jurídico online, nos especializamos en derecho penal y podemos asesorarte sobre la libertad condicional y a solicitarla si es el caso.

Dejar un comentario